domingo, 20 de septiembre de 2015

Metal Trilogy 2015


Cuando el teatro Swing Latino abrió sus puertas a  las 7:10 PM, se dispuso la gente a ingresar  en esta oportunidad  para presenciar una noche de buena música, virtuosismo y mucho metal.  Mientras las personas se estaban organizando,  sube el telón con ADAIA en escenario lista para hacer entrar en calor al público asistente al evento; el objetivo se cumplió  pues su sonido estuvo muy limpio, su ejecución precisa y la puesta en escena perfecta, además que  la gente de inmediato empezó a apoyar a la banda y a pesar de que su vocalista estaba enfermo de la garganta, el show salió perfecto. El clímax de la presentación llegó cuando la banda tocó el mítico himno de los italianos Rhapsody of Fire: Dawn of Victory.

Solo pasaron unos cuantos minutos después de la presentación de ADAIA y el telón se abrió de nuevo esta vez para mostrar en el entablado a SAKRED,  una banda con un sonido más extremo quienes de inmediato se conectaron con el público pues no dudaron en cabecear (sacudir caspero) durante todas las canciones que interpretó la banda.  El repertorio  tenía incluidas canciones de su autoría pero  el momento cumbre se dio cuando la banda interpretó su ya reconocida canción en la escena metal caleña Traidor  y cerrando con una canción de la banda sueca Amon Amarth, The Pursuit of Vikings.  A pesar de que la gente pidió otra canción de la banda, por cuestiones de tiempo y logística esto no pudo ser posible.


Ya para cerrar el evento se abrió el telón para DarkEmpire, la banda organizadora y cabeza de cartel del Metal Trilogy Cali 2015. Con un excelente sonido todos los asistentes lograron deleitarse con el todo el repertorio que tiene la banda  gracias a sus dos álbumes lanzados hasta el momento;  el vocalista de la banda Arturo Duque siempre estuvo animando al público, el cual respondió de la mejor manera disfrutando de principio a fin de la presentación.  Algo que se debe resaltar de DarkEmpire es el apoyo que recibe de su familia pues durante el concierto estuvieron presentes los padres de los hermanos Oleas, fundadores de la banda,  notándose cómo disfrutaban del espectáculo ( al igual que los hijos de Jorge), para demostrar que el metal es un género musical que se puede disfrutar en familia.  Debido a que el lugar es algo pequeño y habían muchos asistentes,  por algún tiempo hizo mucho calor pero eso no impidió que la banda dejara de tocar pues a la tarima empezaron a llegar algunas cervezas;  al momento de tocar la canción de despedida Foggy Eternal Night el guitarrista y el vocalista de DarkEmpire se bajaron a tocar y cantar en medio del público, pasando por todos los rincones del teatro y permitiendo a los asistentes tomarse fotos con ellos y saludarlos mientras seguían tocando. Es así como el evento se marcó por el profesionalismo de las bandas, la logística y el sonido  (todas las bandas sonaron impecables), además se resalta el buen comportamiento del público que apoyó a todas las agrupaciones durante las  3 horas y algo más que duró el show. 



Por último, el equipo de MeCalica agradece a Jaime Jaramillo por la colaboración con la captura fotográfica del evento.