miércoles, 29 de julio de 2015

Llega Lollapalooza a Colombia


El Festival Lollapaloza llega a Colombia gracias a T310 y en MeCalica te contamos la gran magnitud de este evento.


LOLLAPALOOZA 

Dinamismo económico de las ciudades anfitrionas


Introducción

El Festival Lollapalooza es un mundo en sí mismo. Su nombre significa “inusual y extraordinario” y así fue pensado en 1991 por Perry Farrell, cantante de Jane’s Addiction. Desde sus primeras versiones en diferentes ciudades de Estados Unidos, el Festival reunió multitudes y se convirtió en vehículo para la escena alternativa de la época.


Desde sus inicios el “Lolla” fue tanto un festival de música como un festival cultural: las puertas estaban abiertas a géneros musicales variados, exhibiciones de arte, stands de grupos políticos y ambientales, salones de tatuajes y malabaristas. Además, sirvió de plataforma para diversas bandas locales pequeñas que se catapultaron en el circuito musical a raíz de su participación en el Lolla. El Lollapalooza se considera la base para el circuito de festivales de música moderno. Actualmente se realiza en Estados Unidos, Brasil, Argentina, Chile y Alemania, y llegará a Colombia en 2016 como una apuesta por el desarrollo de la escena alternativa de la región Andina.
Impacto económico

El Lolla, además de proponer un escenario único de expresión musical y cultural, dinamiza las economías de las ciudades anfitrionas que se ven beneficiadas por la inversión directa que requiere la realización del festival, más los gastos de los miles de turistas que las visitan.

En sus inicios en Estados Unidos el Lollapalooza fue un festival nómada, visitando varias ciudades hasta 2005, cuando llegó al Grant Park de Chicago para quedarse. El realizar el Lolla en el corazón de una gran ciudad trajo beneficios tanto para los asistentes, quienes además del festival pudieron disfrutar de la gastronomía, el arte y el entretenimiento de la ciudad, como para la ciudad, que recibió ingresos directos e indirectos derivados del mismo. 

En 2014 el Lolla contribuyó USD 143 millones a la economía de la ciudad, sumando la inversión en operaciones, logística y demás costos de organización, y los ingresos indirectos en hotelería, transporte, restaurantes y otros gastos de los asistentes durante los tres días del festival. Esta contribución se traduce en 1,451 empleos de tiempo completo.

Chicago ha sido anfitriona del festival durante 10 años, y se acordó con el gobierno local mantener su realización allí al menos hasta 2021. Santiago de Chile fue la primera ciudad en América Latina que recibió el festival y desde 2011 el Lollapalooza Chile se ha posicionado al punto de reunir 160.000 personas en dos días de música, comida, arte y entretenimiento.

En 2014, el festival contribuyó USD 33 millones a la economía local por parte de inversión directa y gastos de los asistentes. Del total de personas que asistieron al Lolla Chile, el 9% provenía de otros países, de los cuales aproximadamente la mitad provenía de Perú y Venezuela. Además, el 50% ya había asistido a una versión anterior del festival, lo que muestra cuánto logra cautivar su mundo “inusual y extraordinario”.