lunes, 24 de marzo de 2014

Reseña Concierto Sonata Arctica en Colombia.


El pasado jueves 13 de Marzo, la banda finlandesa de power metal melódico, Sonata Arctica, llegó a Colombia para ofrecer el setlist más variado de todas sus giras; esto se debió a que están en su gira por Latinoamérica, celebrando sus 15 años de haber grabado su primer álbum en estudio (Ecliptica 1999).
Las afueras del teatro Ecci El Dorado recibió a los fanáticos de la banda desde las horas de la mañana, que comenzaban la fila para disfrutar más de cerca este “show especial” como lo nombraron los mismos integrantes de Sonata.
Alrededor de las 6 de la tarde, llegó una camioneta con los cinco integrantes de Sonata Arctica, la emoción llegó a todos los que estaban en la fila de dos cuadras aproximadamente. Ya Sonata Arctica se disponía a hacer la prueba de sonido.
A las 7 de la noche, se acerca uno de los organizadores del concierto a cada grupo en la fila, preguntando quién tenía las boletas con los números de la 1 a la 15, para un Meet&Greet con la banda. También entraron al encuentro unos fanáticos con cinco camibusos de la Selección Colombia, con el nombre de cada integrante de la banda; ese fue el presente más admirado del día.
Antes de las 8:00p.m se abren las puertas del teatro, para dar inicio al show a las 8:40p.m. La banda comienza con su nuevo single The Wolves Die Young de su álbum próximo a lanzarse, Pariah’s Child, haciendo que la audiencia saltara y cantara su pegajoso coro. Después de un gran saludo por parte de Tony Kakko, vocalista de la banda, se disponen a alegrar la noche de los sonateros, recorriendo todos sus álbumes con las canciones más significativas para la banda y el público, como: My land, Paid in full, Victoria’s Secret, White pearl, Black ocean. Black sheep, Sing in silence, Talullah, I have a right, Replica, la infaltable Full Moon, entre otras.
Después de un pequeño descanso de 5 minutos, vuelve al escenario la banda, pero con la sorpresa de que estaban usando los camibusos de la Selección Colombia, como agradecimiento a tan buen recibimiento. Como era de esperarse, hubo más emoción entre los asistentes. Después de esta sorpresiva salida, cantaron sus últimas tres canciones: Cinderblox, The cage y Don’t say a Word, pero con un final divertido: “We need some vodka”, esa fue la frase que entonó todo el teatro finalizando el concierto.
Sin duda la pasión de Tony sobre el escenario, el talento de Elias en los solos de guitarra, la simpatía de Pasi, las manos prodigiosas de Henrik en el teclado y la energía de Tommy en la batería, hicieron del concierto un momento inolvidable para todos sus fans.
Nani Cataño   
@_Nani_C 
Staff MeCalica